Patronal de funerarias denuncia falta de información y descoordinación

La Asociación Nacional de Servicios Funerarios, Panasef, la patronal del sector, denuncia falta de información por parte de la Comunidad de Madrid y descoordinación en la región, la que mayores problemas de saturación sufre ante la epidemia del coronavirus, con 1.825 fallecidos.

La patronal del sector denuncia que la Comunidad de Madrid no ha hecho llegar la orden adoptada el 23 de marzo en la que organiza la retirada de los difuntos, responsabilizando a la Unidad Militar de Emergencias de los restos de los decesos ocurridos en hospitales y a las empresas funerarias de los muertos en residencias y domicilios.

“Organizan un protocolo y no nos lo dan”, señala el secretario general de Panasef, Alfredo Gosálvez, que explica que la comunicación es “cero” con el Ministerio de Sanidad, que ha delegado en las comunidades autónomas, y “escasa o casi inexistente” con el Gobierno autonómico de Isabel Díaz Ayuso.

El Palacio de Hielo, habilitado desde el pasado lunes como morgue provisional de Madrid, no está empezando a funcionar como debería, a juicio de la patronal.

Según la orden dictada por la Comunidad de Madrid, a la que ha tenido acceso Efe, los traslados a este depósito se acometerán desde los hospitales por parte de la Unidad Militar de Emergencias, mientras que las funerarias son las responsables últimas del entierro o la incineración.

Panasef sí apoya el cambio de criterio que permite introducir los cuerpos no únicamente en bolsas sanitarias estancas, sino también en un doble sudario de plástico debidamente desinfectado, tal y como pidieron al Ministerio de Sanidad.

Este cambio era necesario porque las bolsas estancas escaseaban y las “pocas” existentes no se estaban coordinando adecuadamente por parte del Ministerio según Panasef.

Esta modificación también ha posibilitado que, junto con la cesión de trajes de protección individual, la funeraria municipal del Ayuntamiento de Madrid haya retomado este miércoles la recogida de difuntos con coronavirus.

Al contrario que en los crematorios municipales de la capital, en el sector privado Panasef no considera que exista por el momento saturación y sí un repunte en la actividad ante un contexto en el que el número de fallecidos diarios, solo por COVID-19, se han duplicado respecto a los muertos en un día usual.